Últimas Noticias

viernes, 24 de septiembre de 2010

Sobre los comentarios y la moderación


Llevo ya cerca de tres años blogeando. En mi blog personal, que aunque ha cambiado de sitio sigue igual, colaborando en diversos blogs y páginas y manteniendo un par de blogs temáticos que por circunstancias personales he tenido que ir abandonando hasta quedarme solo con este y mi blog personal. Desde hace ya bastante tiempo tengo activada la moderación de los comentarios. Mi idea siempre ha sido evitar los correos basura de viagras, hazte rico cultivando champiñones en tu terraza y cosas por el estilo. Jamás ha sido mi intención el ejercer algún tipo de censura sobre lo que la gente comenta. Creo que cuando uno se expone hablando de lo que sea en internet, se arriesga a recibir alabanzas y, por supuesto, críticas.

Siempre que sean razonables las acepto y si no, las rebato. Al final, cada uno acabaremos pensando lo mismo o puede que lleguemos a algún punto común. El caso es que la discusión es sana.

Por desgracia, he tomado la decisión de, a partir de hoy, ejercer como moderador en este blog. Ya os digo que es una decisión que no me gusta nada en absoluto, pero creo que los comentarios se están alejando demasiado de lo que debe ser este blog: hablar de Marta Fernández y su trabajo. Pero sobre todo, es que se está llegando a un punto de alusiones personales y falta de respeto que me parece que no hacen mas que desvirtuar esto y molestar a los que queremos hablar sobre Marta.

Siempre serán bienvenidas las críticas sobre las cosas que comente. Pueden pareceros acertadas o no y todo comentario será publicado aunque sea una crítica sobre lo que yo publique. Si yo tengo el derecho a expresarme aquí, cualquiera debe tener el derecho a replicarme y decirme que no está de acuerdo conmigo, pero alusiones como las que se han visto en el post "los viajes de Marta Fernandez", con descalificaciones a nuestro colaborador JL no me parece que procedan. Creo que este blog no es sobre JL ni sobre Dagarin, si uno conoce mas o menos a Marta, sobre donde trabajamos o dejamos de trabajar... este blog es para opinar sobre Marta Fernández.

Decir además que tengo que dejar claro que ninguna de las críticas que se me han hecho me ha molestado, porque siempre habéis hablado sobre lo que he dicho porque siempre han sido críticas con la que he estado de acuerdo o no, pero no las he considerado en ningún momento alusiones personales.

En mas de una ocasión he dicho que no conozco a Marta, pero siempre ha sido para que quede claro que mis opiniones son totalmente personales y que nadie pueda llevarse a equívoco respecto a si este blog es oficial o no y si los comentarios son por parte de Marta Fernández o no. En ningún momento lo han sido y por eso me importa dejar este punto claro. Los que escribís, si sois amigos del alma de Marta, me alegro mucho por vosotros, si la habéis visto dos veces en el metro o tomando un café en la mesa de al lado, pues enhorabuena, pero creo que esos no deben ser los temas de converesaciones: si la conozco mucho o poco o si tu la conoces mas o menos que yo. No es el tema de debate y, sinceramente, me parece una forma de "cosificarla", de convertirla en una especie de trofeo. "Pues tu te has tomado un café con ella, pero yo dos cervezas, que valen mas".

Por favor, centrémonos en hablar de ella, de lo que hace, de si nos gusta verla en el informativo diario o si preferiríamos verla haciendo otras cosas. Compartamos fotos, entrevistas en prensa o tv, fotos, recuerdos como los que comentaba televisivo en ese mismo post de antes pero por favor, dejémonos de rencillas que no se muy bien a que vienen (ni me interesa, que quede claro).

Por todo esto, y os aseguro que es una decisión que no me gusta nada, os informo que, desde hoy, los comentarios serán moderados y si incluyen alusiones personales fuera de hablar de lo que nos interesa, no serán publicados. Os aseguro que no me gusta nada esta decisión porque no me considero nadie para decidir que está bien o está mal, pero la llevo meditando unos días y los últimos comentarios han conseguido volcar la balanza en este sentido.

Espero que me disculpéis y me entendáis.

ACTUALIZADO: Tenéis a la izquierda del blog mi dirección de correo electrónico. No dudéis en usarla si tenéis algo que comentarme a nivel personal que os haya sentado bien o mal, si hay alusiones personales. Os la repito aquí: dagarin@dagarin.com. Ya hay gente que lo ha hecho, por suerte para cosas buenas(y hasta aquí puedo leer de momento, jajaja), en vez de comentar y estaré encantado de contestaros. Usadla para todo lo que queráis comentarme a nivel personal y entre todos mantendremos el blog como debe estar: centrado en Marta. Nunca me he ocultado, creo que ya lo sabéis, aunque respeto a quien prefiera mantenerse en el anonimato. Simplemente yo no creo necesitarlo.

1 comentarios:

Anonymous dijo...

Efectivamente, tu no te ocultas en el anonimato como otros. Dagarin es tu nombre real, ¿y arroba tu apellido, no?

Publicar un comentario

Por favor, di lo que quieras, pero siempre con respeto al autor del blog, al resto de comentaristas, lectores y, sobre todo, a la persona de Marta Fernandez.

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.